fd8a6291e0164f0741f47020b52ff4b18bd0809f.jpg

Lagos (AFP) -

Cuando, en los bancos de la facultad de Medicina, Isima Sobande escuchó hablar de madres que decoloraban la piel de sus bebés, creyó que se trataba de una leyenda urbana. Pero no tardó en verlo con sus propios ojos.

Poco tiempo después de que fuera enviada a un centro médico de Lagos, capital económica de Nigeria, Sobande registró el ingreso de un bebé de dos meses, que se retorcía de dolor, 'con forúnculos muy grandes por todo el cuerpo'.

La joven médica descubrió entonces que su madre le estaba aplicando una crema de esteroides mezclada con manteca de karité, una 'receta básica' conocida por muchos nigerianos.

'Estaba horrorizada', cuenta Isima Sobande. 'Me aterró de verdad'.

'Nuestra sociedad está condicionada por el hecho de que tener la piel clara es una forma de encontrar un buen trabajo, de tener una relación amorosa... y, para muchos, eso es muy importante', añade la mujer de 27 años.

En África, el blanqueo de la piel no tiene nada de novedoso. Los expertos médicos llevan años advirtiendo sobre los riesgos que pude tener para la salud este tipo de métodos para aclararse la piel.

Los adalides de la conciencia negra están indignados por esta herencia nefasta y este lavado de cerebro, fruto de siglos de esclavitud y de colonización.

Pero, paradójicamente, su voz se escucha más y tienen más influencia en el resto del mundo que en el continente africano, mientras que le fenómeno no deja de crecer.

'El uso de productos para blanquearse la piel es creciente, en particular entre adolescentes y jóvenes', explica a la AFP Lester Davids, profesor de Biología Humana en la Universidad de Pretoria, en Sudáfrica.

'La antigua generación utilizaba cremas, la nueva utiliza píldoras e inyecciones', apunta Davids.'Ni siquiera sabemos qué consecuencias a largo plazo tendrán esos productos, que están aún más concentrados', avisa.

- Píldoras e inyecciones -

Con una población en pleno crecimiento y muy joven, el mercado africano está en expansión. Además, en ese continente el mercado está muy poco reglamentado y cualquier compañía, artesanal o multinacional, puede acceder al mismo.

'Cada vez más nuestros clientes [marcas cosméticas] quieren informarse sobre el mercado del blanqueamiento de la piel', afirma Rubab Abdoolla, analista en Euromonitor International, un gabinete de consultoría sobre el consumo.

Solo en Nigeria, gigante de unos 180 millones de habitantes, el 77% de las mujeres -es decir, más de 60 millones de personas- suelen utilizar a menudo productos de blanqueo de la piel, según un informe de la OMS de 2011.

Si bien los consumidores de más nivel económico pueden permitirse comprar productos testados, los otros compran cremas con niveles peligrosos de productos que frenan la síntesis de melanina.

Entre estos, se encuentra la hidroquinona (derivado del glúcido, prohibido en los productos cosméticos de la Unión Europea), los esteroides e incluso el plomo, que mató a muchos cortesanos de la reina Isabel, adeptos en su época a polvos blancos y maquillajes pálidas.

Las autoridades apenas logran reglamentar las innovaciones en materia de blanqueo, que cada vez más se administran en inyecciones o píldoras.

El organismo de vigilancia para los consumidores estadounidense Food and Drug Administration no autorizó ninguno de esos productos en Estados Unidos, aduciendo que 'son potencialmente peligrosos y podrían contener ingredientes nocivos desconocidos'.

En Nigeria, Sudáfrica y Kenia están totalmente prohibidos por su fuerte concentración en hidroquinona y mercurio, y el estado sudafricano de Kwazulu-Natal instó a sus habitantes a 'rechazar cualquier forma de belleza colonial'.

En julio, el gobierno de Ghana también publicó un mensaje preventivo para advertir de los peligros a los que se somete al feto cuando las mujeres embarazadas toman tratamientos, especialmente para que la piel de al niño sea más clara desde su nacimiento.

- Liz Taylor y Cleopatra -

Pero los tratamientos siguen siendo fácilmente accesibles y poco controlados en los mercados, en internet o en clínicas especializadas, por lo que los consumidores devienen 'totalmente adictos, incluso sin darse cuenta'.

Dabota Lawon, un icono nigeriano de las redes sociales, montó su propia marca de cosméticos y ensalza los beneficios de sus cremas y de sus inyecciones, que también curan el acné.

'De hecho, es como la cirugía estética... nunca es suficiente', admite.

Por su parte, Pela Okiemute, o 'el rey de la Belleza', como se apoda a sí mismo, se ha convertido en la gran estrella de los productos de blanqueo de piel en Internet con su crema 'Blancura rusa', que promete un 'moreno mestizo'.

Su crema 'Real Cleopatra', presentada con una foto de Elizabeth Taylor en su personaje de reina de Egipto, vuelve la piel 'clara y radiante' con unos resultados visibles en dos semanas.

'Muchos de mis clientes usaron productos malos antes', cuenta, asegurando que los suyos no son dañinos para la salud, pese a ser muy eficaces. 'Acuden a nosotros porque tienen problemas, y nosotros les ofrecemos soluciones', añade, enseñando unas fotos del antes y del después en su teléfono.

Aranmolate Ayobami es cirujano estético, pero en su clínica de la periferia de Lagos, detrás de un restaurante chino abandonado, también ofrece un tratamiento de cinco semanas a base de inyecciones de glutatión por 150.000 nairas (350 euros).

Es tajante: el producto que utiliza, importado de Emiratos Árabes Unidos y de Estados Unidos, no es peligroso para la salud ni tampoco supera nunca las cinco semanas de tratamiento.

- #Melaninpoppin -

'El blanqueo de la piel es una manera de acceder al poder y a los privilegios asociados a los blancos', analiza Yaba Blay, profesora auxiliar de Ciencias Políticas en la Universidad Central de Carolina del Norte, especialista en la materia.

'La gente quiere que se la perciba como si tuviera más valor, y eso pasa por el color de la piel', agrega. En África, más allá de la comparación con el antiguo colono, la piel calara sugiere un trabajo de oficina, no expuesto al sol y, por tanto, síntoma de riqueza.

Los recientes movimientos de 'conciencia negra' tratan de cambiar estas ideas preconcebidas. La etiqueta #Melaninpoppin ('La melanina es tendencia') celebra la piel negra en las redes sociales, el filme 'Black Panther', con un casting casi exclusivamente negro, con un vestuario inspirado en los trajes tradicionales y los cabellos afronaturales, cambió conciencias, mientras que la visión eurocéntrica de los cánones de belleza está en retroceso.

Con todo, falta mucho para que esto sea un fenómeno de masas. 'La verdad es que mi belleza estaba más aceptada en el extranjero que en mi propio país', lamenta Ajuma Nasenyana, una modelo keniana, que ha representado a marcas como Victoria's Secret o Vivienne Westwood.

'En el universo de la moda en África, cuanto más clara tenga la piel, más te ven como a alguien guapo, son cosas que están evolucionando un poco'.

La joven médico Sobande percibe también un intercambio 'positivo' del otro lado del continente, en Nigeria. 'Pero habrá que esforzarse mucho para cambiar las mentalidades', asegura.

Add a comment
1e21c7de982094ff67152168fe533dca937b1090.jpg

La Paz (AFP) -

La histórica medalla presidencial de Bolivia, una joya de oro y diamantes que data de la fundación de la República en 1825, fue recuperada sin daño alguno tras ser robada la noche del martes cuando su custodio estaba en un prostíbulo, informó el miércoles un alto jefe policial.

La medalla y una banda presidencial bordada con hilos de oro fueron abandonados por los ladrones en el atrio de una iglesia en el centro de La Paz, según el coronel Jhonny Aguilera, jefe de una Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC).

'Gracias a la cooperación de Unitel', un canal de televisión que recibió una llamada anónima, 'recuperamos los símbolos (patrios) en unas bolsas negras' dentro de las cuales había 'dos mochilas donde se encontraban la joya presidencial y la banda', dijo Aguilera a periodistas.

Las dos piezas fueron robadas la noche del martes de un auto Renault, mientras su custodio el teniente Roberto Juan de Dios Ortiz Blanco estaba en un prostíbulo.

El teniente debía llevar la medalla y la banda presidencial a la ciudad de Cochabamba, pero su vuelo sufrió un retraso y durante la espera decidió ir a varios prostíbulos, según un reporte policial citado por la prensa.

'Ingresé a varios de esos locales (prostíbulos), diferentes locales, para luego retornar a donde había dejado mi motorizado (vehículo). Cuando llegué mi mochila había sido sustraída, conteniendo en su interior los símbolos patrios', declaró Ortiz Blanco al denunciar el robo ante la Policía.

La medalla fue encontrada 'en perfecto estado', agregó Aguilera.

- Búsqueda de sospechosos -

Según el jefe policial, ya se identificó 'a los autores del hecho, a quienes continuamos buscándolos'. Junto con allanamientos a domicilios, la Policía ejerce control en los puestos fronterizos con Perú, puesto que 'tenemos la certeza de que se trata de dos ciudadanos peruanos que realizaron el robo'.

El teniente Ortiz Blanco debía llevar las piezas patrias a Cochabamba (centro) porque el presidente Evo Morales debía utilizarlas este miércoles durante el desfile militar por la fundación de las Fuerzas Armadas en Cochabamba (centro), pero no las lució ni se refirió a su robo en su discurso.

La última vez que Morales vistió los símbolos presidenciales fue el 6 de agosto durante la celebración del 193 aniversario de la independencia patria.

Un comunicado del Ministerio de Defensa había indicado previamente que se detuvo al 'oficial encargado' de la seguridad de la medalla y 'se ha abierto una investigación (que incluye) a los mandos de la Casa Militar', quienes deben prestar seguridad en los desplazamientos de la joya.

'Es un golpe brutal para la República, para el Estado', reaccionó el expresidente Carlos Mesa.

La medalla presidencial fue un regalo del Congreso de la recién fundada república Bolívar (hoy Bolivia) a su fundador Simón Bolívar en 1825, y fue utilizada como medalla presidencial por Antonio José de Sucre, desde 1826.

Su pérdida 'equivale al robo de la corona a la reina Isabel II de Inglaterra', explicó el expresidente Mesa.

La joya de oro, engarzada con diamantes, normalmente está custodiada en una bóveda de seguridad del Banco Central, pero es ocasionalmente entregada a la Presidencia para actos oficiales.

Add a comment
1e21c7de982094ff67152168fe533dca937b1090.jpg

La Paz (AFP) -

La histórica medalla presidencial de Bolivia, una joya de oro y diamantes que data de la fundación de la República en 1825, fue robada cuando su custodio estaba aparentemente en un prostíbulo, según un reporte policial divulgado este miércoles.

El teniente Roberto Juan de Dios Ortiz Blanco debía llevar la medalla y la banda presidencial a la ciudad de Cochabamba, pero su vuelo del martes por la noche sufrió un retraso y decidió ir durante la espera a varios prostíbulos, según relató en un reporte policial citado por la prensa.

'Ingresé a varios de esos locales (prostíbulos), diferentes locales, para luego retornar a donde había dejado mi motorizado (vehículo). Cuando llegué mi mochila había sido sustraída, conteniendo en su interior los símbolos patrios', declaró Ortiz Blanco al denunciar el robo ante la Policía.

El teniente debía llevar las piezas patrias a Cochabamba (centro) porque el presidente Evo Morales debía utilizarlas este miércoles durante el desfile militar por la fundación de las Fuerzas Armadas en Cochabamba (centro), pero no las lució ni se refirió a su robo en su discurso.

La última vez que Morales, vistió los símbolos presidenciales -la medalla y una banda tricolor- fue el 6 de agosto durante la celebración del 193 aniversario de la independencia patria.

Un comunicado del Ministerio de Defensa dijo previamente que la noche del martes 'fue sustraída la medalla presidencial en circunstancias que aún se investigan' y que procedió a 'la detención del oficial encargado de su seguridad y se ha abierto una investigación (que incluye) a los mandos de la Casa Militar'.

'Es un golpe brutal para la República, para el Estado', reaccionó el expresidente Carlos Mesa.

La medalla presidencial fue un regalo del Congreso de la recién fundada república Bolívar (hoy Bolivia) a su fundador Simón Bolívar en 1825, y fue utilizada como medalla presidencial por Antonio José de Sucre, desde 1826.

Su pérdida 'equivale al robo de la corona a la reina Isabel II de Inglaterra', explicó el expresidente Mesa.

La joya de oro, engarzada con diamantes, normalmente está custodiada en una bóveda de seguridad del Banco Central, pero es ocasionalmente entregada a la Presidencia para actos oficiales.

Los 'servicios de inteligencia y toda la institucionalidad del Estado han sido puestos a disposición de la investigación para dar con los culpables del robo en el menor tiempo posible', finalizó el comunicado del Ministerio de Defensa.

Add a comment

Roban la histórica medalla presidencial de Bolivia

5be0327c45ed3f8237fbdf9dd17c8d3a85dfb6e4.jpg

La Paz (AFP) -

La histórica medalla presidencial de Bolivia, una joya de oro y esmeraldas que data de la fundación de la República en 1825, fue robada en circunstancias que todavía son investigadas, informó este miércoles el Ministerio de Defensa.

La noche del martes 'fue sustraída la medalla presidencial en circunstancias que aún se investigan', señaló el ministerio en un comunicado.

'Al momento se ha procedido a la detención del oficial encargado de su seguridad y se ha abierto una investigación (que incluye) a los mandos de la Casa Militar', agregó el Ministerio de Defensa.

El presidente boliviano, Evo Morales, lució los símbolos presidenciales -la medalla y una banda tricolor- el 6 de agosto durante la celebración del 193 aniversario de la independencia patria.

Pero este miércoles, el mandatario apareció sin la medalla ni la banda al dar un discurso durante un 1desfile militar por la fundación de las Fuerzas Armadas en la ciudad central de Cochabamba.

'Es un golpe brutal para la República, para el Estado', reaccionó el expresidente Carlos Mesa.

La medalla presidencial fue un regalo del Congreso a la recién fundada república Bolívar (hoy Bolivia) a su fundador en 1825, y fue utilizada como medalla presidencial por Antonio José de Sucre, desde 1826.

Su pérdida 'equivale al robo de la corona a la reina Isabel II de Inglaterra', graficó el expresidente Mesa.

La joya de oro, engarzada con esmeraldas, normalmente está custodiada en una bóveda de seguridad del Banco Central, pero es ocasionalmente entregada a la Presidencia para actos oficiales.

Los 'servicios de inteligencia y toda la institucionalidad del Estado han sido puestos a disposición de la investigación para dar con los culpables del robo en el menor tiempo posible', finalizó el comunicado del Ministerio de Defensa.

Add a comment

Airbnb retira su oferta de una noche en la Gran Muralla china

e951bc471b92bd3dca67bea715a22cedc91ca07f.jpg

Pekín (AFP) -

Airbnb quería causar sensación al ofrecer, en el marco de un concurso, pasar una noche en la Gran Muralla. Pero ante la ola de indignación que provocó en China y los temores de una degradación de esta maravilla arquitectónica, la plataforma de alquiler dio marcha atrás.

Desde que Airbnb lo lanzó la semana pasada, el concurso 'Una noche en la Gran Muralla' provocó reacciones airadas en las redes sociales chinas, donde los internautas condenaron un 'golpe publicitario' en detrimento del antiguo monumento nacional.

'Da igual como lo presenten, sigue siendo un concurso de una empresa privada que dañará vestigios ancestrales', afirmó un usuario de la plataforma de microblogs Weibo.

Autoridades del distrito de Yanqing, donde se encuentra el segmento de la Gran Muralla en el que Airbnb proyectaba instalar un alojamiento temporal, afirmaron en un comunicado que no fueron avisados y que no concedieron ningún permiso.

Sin el apoyo de las autoridades y vapuleada en internet, la empresa de San Francisco tiró la toalla el martes: 'Hemos decidido no ir hasta el final. En su lugar, reflexionamos sobre otras experiencias que destaquen China como destino' turístico, explicó Airbnb en un comunicado.

Los participantes en el polémico concurso destinado a 'revitalizar la cultura china' debían redactar textos sobre 'la abolición de las barreras culturales'.

Los cuatro ganadores del concurso hubieran tenido la posibilidad de pasar una noche en una habitación instalada para la ocasión en una antigua torre de vigilancia de la muralla. Airbnb insistió en que trató con 'expertos en conservación' para elaborar una estructura que no afectara a las piedras seculares de las paredes.

La Gran Muralla, inscrita en la lista de Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO, es un agregado de fortificaciones discontinuas cuyo trazado se remonta en algunas secciones a más de 2000 años, cuando había que defender el imperio de invasiones venidas del norte.

Airbnb ya organizó concursos similares con premios como una noche en las Catacumbas de París, la Gran Barrera de Coral australiana o los míticos estudios de Abbey Road en Londres.

China es un mercado complicado para la compañía estadounidense: más de 8,6 millones de turistas chinos utilizan Airbnb y la web reivindica 150.000 habitaciones en el país.

Pero enfrenta una importante competencia local porque las plataformas chinas Tujia y Xiaozhu registraron pronto un éxito fulgurante a falta de una supervisión estricta del gobierno.

Airbnb aceptó a finales de marzo transmitir la identidad de sus usuarios a las autoridades locales para satisfacer las exigencias del régimen comunista sobre el registro de los viajeros extranjeros.

Add a comment